ES MUY BUENO estar hablando pendejadas sobre supuestos desaparecidos

0
193
Fotografía del ex-presidente y dictador dominicano Rafel Leonidas Trujillo. Foto/Fuente Externa.

ES MUY BUENO estar hablando pendejadas sobre supuestos desaparecidos, cuando de lo que se trata es de si el Estado tiene o no derecho a defenderse de aquellos desaprensivos que pretendan aniquilarle, asesinar a sus gobernantes o desarticular todo el gobierno. Pues lo que ocurre es eso, que cuando alguien se mete a conspirador y sedicioso y mata alevemente o se coloca en el plano de terrorista, la respuesta que el Estado debe darle es una y punitiva. Por lo tanto, venir ahora con supuestos “desaparecidos” quienes murieron en razón de levantamiento en armas e invasiones guerrilleras o porque fueron agarrados infraganti poniendo bombas o matando guardias y policías, no da por resultado ningún tipo de supuesta desaparición sino lo propio de quien conspira y máquina: La respuesta brutal del Estado a quien le desafía. SI a este gobierno de ex supuestos izquierdistas y aparentes marxistas de los de antes, le saliera de pronto una conspiración sediciosa y de gente armada y pone bombas, ¿cuál es el resultado que el Museo de la Memoria creen que ocurriría?.

Pues lo mismo de siempre, que a quien conspira y es terrorista le espera la muerte inmediata y los que mueren, por nada del mundo se les puede denominar desaparecidos y sí lo que son: Conspiradores y terroristas. El curioso desfile de máscaras que el susodicho museo efectuó el domingo 30 de agosto de 2015 y dizque recordando “los desaparecidos” cuando Trujillo y Balaguer, no es más que una infamia grosera y mucho más, cuando en estos últimos 54 años “de vida democrática” han desaparecido en asesinatos aleves propiciados por grupos terroristas de la izquierda así como de los pelotones de ejecución sumaria de la policía, más de 15 mil personas y lo que nunca se vió en la Era de Trujillo y mucho menos con Balaguer.

QUIEN conspira, se mete en juegos sucios, se mete a terrorista y a maquinar alzamientos o revoluciones, solo le queda un camino: La muerte y si desaparece, fue solo por eso, por sus acciones y no porque haya una intención del Estado de hacer de la República un pueblo de fantasmas. A ver si todos esos trasnochados que todavía se dicen izquierdistas y revolucionarios intentaran algo subversivo contra el gobierno actual, si acaso no se van a encontrar con el puño de hierro del Estado y sin que Danilo ni nadie pueda hacer nada a su favor. Así si es bueno, ¿quieren matar a un Presidente, derrumbar un gobierno y que tampoco no se les enfrente?, pero ¿y que es lo que se han creído en el Museo Memorial? ¡Partida de farsantes y vividores de las memorias de otros tan farsantes y vividores como ellos!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here