Por un tercero imparcial

0
55

Punta Catalina es una rea­lidad. La energía que pro­duce, innegablemente, ha contribuido a mejorar el pésimo servicio energético. En los últimos días hemos estado leyendo, viendo y escuchando la defensa que hace de este proyecto su exadministrador, Jai­me Aristy Escuder.

 Escuchándolo, solo a él, uno se convence de las bondades de la obra, construida con los recursos de todos los dominicanos. Sin embargo, poniendo ojo y oído en los cuestionamientos hechos por el ministro de Energía y Minas, Anto­nio Almonte, cualquiera se convence de que la obra, hay que paralizarla o hasta destruirla. Son tantos los errores que, se­gún él posee, que aparentemente fue una estafa. Todo negado por Escuder.

Ningu­no convencerá al otro de estar equivo­cado. Seguirán diciéndose cosas y hasta ofendiéndose. Continuarán los apagones y su discusión no aportara a la solución de este mal ancestral. Es un debate impro­ductivo. Por eso sugiero que el gobierno busque UN TERCERO IMPARCIAL.

Una comisión de la Academia de Ciencias e in­genieros de la UASD, UNPHU y PUCMM. Que hagan un descenso, evalúen la obra, ponderen las dos posiciones expuestas y de ahí surja una solución definitiva. Si se tiene que sustituir el carbón por el gas o el GLP que se haga la inversión requerida.

Si se tiene que recontratar a expertos que hayan sido cancelados por error o politi­quería, que se revise la medida, pero que esa inversión millonaria del pueblo no se paralice o se destruya por diferencias ca­prichosas.

Lo que deseamos todos es que el país salga de esa oscuridad en la que muchos hemos nacido y seguimos vivien­do, como un mal incurable. Los usuarios lo que reclamos es un servicio eficiente y, a decir verdad, la entrada de Punta Catali­na alivio en parte ese problema. ¿o es que de verdad se quiere desacreditar el toro, para venderlo a precio de perro viralata? Por: Tomás Aquino Méndez. [Listín Diario]