Un sector estaba tramando un trueque

0
48

El fin de semana no se perdió políticamente. Además de la “ jartura ” de paella en la casa del Señor de los amarres, hubo candelita en la otra esquinita de FP.

Un sector estaba tramando un trueque, dejar pasar la Cámara de Cuentas a cambio del Defensor del Pueblo. Gente que quedó sin trabajo y unos cien millones de pesos de presupuesto que para un muerto sería misa concelebrada en la Catedral.

El problema, sin embargo, no lo ocasionó Félix, que ya no es el Bautista, sino el Iscariote, y además la negociación alteró el orden de los factores.

La negociación fue la no negociación: que no se considerara ni se aprobara a nadie patrocinado por partido.

En esas condiciones, hubo de escogerse a los que habían sacado las más altas puntuaciones en las pruebas nacionales del Senado.

La crisis de FP es una crisis de bolsillo, o tormenta en vaso de agua, y llega a los extremos que se murmuran porque el ánimo estaba predispuesto y el líder no baja de su nube y se enfrenta a la realidad de dos líneas distintas.

¿Quiénes la bajaron ? Puede apostarse a que el Iscariote no estuvo solo, que alguien le dio soga. [Por: Redacción Diario Libre]