sábado, octubre 16, 2021
InicioECONÓMICASMonitor Fiscal, Octubre de 2021. Afianzar la credibilidad de las finanzas públicas

Monitor Fiscal, Octubre de 2021. Afianzar la credibilidad de las finanzas públicas

El capítulo 1 sostiene que la política fiscal debe seguir siendo ágil y afianzar los marcos a mediano plazo, ya que los países enfrentan perspectivas sumamente inciertas y diferenciadas. Las vacunas han salvado vidas y están ayudando a oxigenar la recuperación, pero los riesgos son agudos en medio de las nuevas variantes del virus, la elevada deuda y la pobreza.

En las economías avanzadas, la reorientación del respaldo fiscal hacia programas para «reconstruir mejor» producirá efectos positivos a nivel mundial. Los mercados emergentes y los países en desarrollo de bajo ingreso enfrentan perspectivas más difíciles, con cicatrices económicas permanentes y pérdidas del ingreso fiscal. Necesitan respaldo internacional para ampliar la disponibilidad de vacunas y financiamiento a fin de alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Muchos países se encuentran aún en una situación en la cual el respaldo fiscal es invalorable a la hora de proteger vidas y medios de vida. Al mismo tiempo, los gobiernos enfrentan planteamientos sobre sus elevadas deudas y necesidades brutas de financiamiento.

El capítulo 2 proporciona a los países asesoramiento sobre la manera de evitar el respaldo fiscal prematuramente y, a la vez, mostrar al público que los niveles de deuda son sostenibles a largo plazo. Para comprometerse a una futura reducción de los déficits, los gobiernos disponen de varios instrumentos, como las reformas fiscales estructurales (por ejemplo, reforma de pensiones o de subsidios), la modificación de impuestos o gastos previa a la etapa legislativa, el compromiso con reglas fiscales que conduzcan a recortar el déficit.

Los países que siguen las reglas sobre deuda, por ejemplo, logran recortar la deuda antes, si bien las reglas fiscales también deberían ofrecer suficiente flexibilidad para gasto en momentos de necesidad.

Globalmente, los gobiernos que se comprometen a mantener la solidez de las finanzas públicas y logran elevados niveles de transparencia fiscal cosechan beneficios significativos: sus presupuestos son más creíbles, los medios reciben mejor sus anuncios, y las tasas de interés aplicadas a su deuda son más bajas.

Capítulo 1: Políticas en una recuperación incierta

En un mundo que lucha por controlar la COVID-19, la política fiscal sigue siendo clave para abordar los efectos de una pandemia todavía efervescente que sigue marcada por la incertidumbre y el acceso no equitativo de los países a las vacunas.

Aunque la variante delta se ha vinculado a un resurgimiento del virus, el estímulo fiscal y, sobre todo en las economías avanzadas, la vacunación ha salvado innumerables vidas y han facilitado el repunte de la economía.

La interacción entre las vacunas y el virus y sus variantes es uno de los factores que ha contribuido a una elevada incertidumbre de cara al futuro. Por esta razón, es necesario adaptar la política fiscal a las condiciones cambiantes.

Capítulo 2: Resumen ejecutivo

El estímulo fiscal proporcionado durante la pandemia de COVID-19 ha salvado vidas y puestos de trabajo. Aun siendo adecuado, este estímulo fiscal ha provocado un aumento de las necesidades brutas de financiamiento, así como de las vulnerabilidades asociadas, y es probable que la deuda pública se mantenga en niveles elevados durante muchos años.

Por ejemplo, para retornar a los niveles de deuda de antes de la pandemia, sería necesario registrar durante más de una década saldos fiscales primarios superiores a los previos a la pandemia, una tarea complicada no solo por el gasto relacionado con la crisis, sino también por las presiones preexistentes derivadas del envejecimiento de la población o las necesidades de desarrollo, así como por la resistencia a aumentar el ingreso.

Para determinar cuál es el momento indicado para reducir el déficit deberán tenerse en cuenta las condiciones específicas de cada país; en especial, en qué fase de la pandemia se encuentra, qué vulnerabilidades fiscales existen, cuál es el riesgo de sufrir daños económicos y cuál es la calidad del gasto público.

También deberán considerarse los efectos distributivos de un eventual incremento del ingreso tributario o una reducción del gasto público.

Afortunadamente, las condiciones financieras han sido favorables y puede esperarse que lo sigan siendo, pese al aumento de la incertidumbre, el elevado nivel de deuda y algunas cesaciones de pagos soberanos.

No obstante, una caída pronunciada del ahorro mundial o una fuerte y repentina subida de las tasas de interés tendría repercusiones negativas para los mercados emergentes y las economías preemergentes vulnerables. [Fondo Monetario Internacional-OJO] 

Ver en: https://www.imf.org/es/Publications/FM/Issues/2021/10/13/fiscal-monitor-october-2021

 

 

 

 

 

RELATED ARTICLES
- Publicidad -
Por el Ojo de la Cerradura

Mas Populares

Recent Comments