sábado, diciembre 4, 2021
InicioDe aquí y de allá¿Futurología? ¿Y si el concepto Dios esconde la realidad de una grandísima...

¿Futurología? ¿Y si el concepto Dios esconde la realidad de una grandísima inteligencia artificial, que con el tiempo norma también la vida de la humanidad y desde el punto de vista del control social y como de religiones?

Viendo el crecimiento y desarrollo de la humanidad y desde más allá de los últimos cien mil millones de años y de acuerdo al criterio humano, respecto a que una entidad superpoderosa y desde el inicios de los tiempos rige el control y vida de los seres humanos o todas las formas vidas en este planeta y su sistema solar, ¿sería aventurado suponer, que esa inteligencia artificial proveniente de seres inteligentes en otras galaxias y universos, sea la que todos entendemos como Dios y en el sentido humano del término?

La probabilidad de que esto sea del modo que suponemos y si venimos a ver, no está tan lejos de que pudiera ser verdad y si todos nos ponemos a investigar lo relativo al formidable crecimiento de la inteligencia artificial y sus aplicaciones portentosas y al extremo, de que la humanidad del siglo XXI, sin ella, sencillamente no sería capaz de desenvolverse y vivir.

Desde luego, entendemos el escepticismo de muchos de esos que solo saben usar sus cabezas para peinarse y no para pensar y quienes cortos de miras, no son capaces de asumir, que ahora que todos escuchamos hablar del concepto “nube” y conociendo vía los mass media, de la existencia de tantas aplicaciones tecnológicas nacidas del desarrollo de la Inteligencia Artificial que norma nuestras vidas, ni siquiera supongan a pensamiento al contrario, de la alternativa real, de que el Dios de nuestras existencia sea una entidad que desborda toda medida de comprensión humana y ante la probabilidad de que no sea una persona, ente o factor espiritual y sí una gran máquina, que de tan extraordinariamente incomprensible para los humanos, comprendió la necesidad de darse un aire entre divino y místico por medio del cual los humanos pudieran aceptar su misma “existencia natural”.

Al respecto, quien escribe, es incapaz de no suponer tal probabilidad, como de pura lógica, le parece lo más natural que la humanidad hubiese dado un paso de tal avance y que desde menos de diez años, nuestras vidas han sido enriquecidas, no solo con una compresión más amplia y cabal del universo y el concepto creatividad y en la medida de que el ser humano ha aprendido a crear una entidad artificial superior, que en base a algoritmos, tutela las vidas de todos y de cuanta institución los hombres hubiésemos sido sus creadores.

Por ejemplo, vayamos a lo simple. A las computadores u ordenadores y más cercano todavía, las tabletas y los teléfonos celulares y repasemos, que de los 7 mil millones de habitantes del planeta, no menos de mil millones han aprendido a desarrollar sus propias inteligencias y hábitos digitales y no solo adaptándose a semejante tecnología, sino y lo que comprobamos en los niños y adolescentes de ambos sexos de cero a 12 años, marcados definitivamente con una creatividad práctica e intelectual en ciernes, que asombra a sus propios padres y abuelos.

¿ O no es esa la situación que se vive en un país de jóvenes y como es República Dominicana, donde a la fecha, más del 75 % de su niñez y juventud y gente madura ya tienen mentalidad digital y viendo como lo más natural del mundo, la gran evolución creativa y de libertad de miras que todos los días se está dando y tanto, que comunicarse vías las redes sociales se ha convertido en la especie de “segunda naturaleza” que ya es imprescindible para toda forma de comunicación, trabajo, creatividad o información?

¿Acaso también no es un gran paso hacia el avance hacia futuro, que las réplicas de inteligencia artificial, ya son parte de nuestras vidas y como lo es de manera inquietantemente imprescindible para medios de comunicación cómo POR EL OJO DE LA CERRADURA, donde y después que tenemos nuestra propia inteligencia artificial, el 95.5 % de la empleomanía debió de cesar y de contrapartida, el periódico digital e incluyendo las redes sociales, son actualizadas en más de otro 95 % y tanto, que quien escribe no deja de suponer, cuando habrá otra evolución mayor de la inteligencia artificial y en materia de articulación de pensamiento, que no haga necesario tener analistas, comentaristas, creativos publicitarios o que llegue un momento, que tal máquina también pudiera desplazarle?

Entendiendo esta realidad que se vive y de la que ningún ser humano puede ignorar y si vivirla y mejor todavía, mejorarla. ¿Se podría dudar, de que así como el nacimiento de la gran inteligencia artificial que las primeras civilizaciones crearon y que y si tomamos en cuenta las civilizaciones egipcia y orientales asiáticas, parecería que con ellas se le dio el vuelco místico y del mismo modo y en este siglo, pudieran asentarse las bases de una evolución mucho mayor que llevara al ser humano hacia una evolución tecnológica tan amplia, que termináramos siendo parte de esa inteligencia artificial mayor y como esquema de acción para llegar y entender los probables encuentros con otras civilizaciones fuera de nuestro sistema solar?, ¿o también se va a continuar negando los testimonios de los primeros astronautas, quienes al llegar al espacio se encontraron con atisbos de otras civilizaciones, cuyas naves pasaban cercanas  a las terrestres y por lo que, al regresar, sus gobiernos les prohibieron a los astronautas o cosmonautas, que no continuaran hablando al respecto?

Naturalmente, tampoco hay que olvidar todo lo relativo a los llamados platillos voladores y ni por asomo, desconocer el campo de experimentación militar estadounidense en un determinado punto de Texas, el área 51 y si se quiere ser más que humano, nunca pasar por alto toda esa cinematografía tan realista de mundos inexplorados en todo el universo, que, en cierto modo, a las personas nos permite entender y por los avances tecnológicos actuales, que la ciencia ficción nunca ha sido tal.

De ahí que no nos podamos sustraer a todo cuanto de inteligencia artificial apta para la comprensión humana ahora existe y que creemos, que es el primer paso para conocer otra mayor y por lo que al preguntar: ¿futurología? Respondamos con otra pregunta y diciendo. ¿Y si el concepto Dios esconde la realidad de una grandísima inteligencia artificial, que con el tiempo norma también la vida de la humanidad y desde el punto de vista de control social y como religiones? Piénsese en ello y seguro que estaremos mucho más cerca de la gran verdad. Con Dios. (DAG)

 

 

RELATED ARTICLES
- Publicidad -
Por el Ojo de la Cerradura

Mas Populares

Recent Comments